8 de abril: Los mejores tres días. Viernes 6.

Sunday, April 8th, 2012

El jueves temprano me fui a Mexicali, donde ya me esperaba Pako. Habíamos hablado de ir a conocer Palm Springs y yo me había encargado de checar el pronóstico del clima (Wolfram Alpha, gracias) y algunas de las atracciones del lugar. Antes de salir a nuestro destino checamos detalles de la camioneta, conocí las nuevas instalaciones de Digital Chocolate MX, y nos aseguramos de que el depa de mi hijo quedara seguro. Luego cruzamos a Imperial Valley para comer.

Cerca de las 8 P.M. llegamos a Palm Springs y luego de alojarnos salimos a cenar. A esa hora no se veía nada más espectacular que la luna, ni vimos mucho movimiento de turistas ni cosa parecida. Nuestro plan era subir en el tramway, el viernes.

Aunque no sabíamos qué encontraríamos en la cima de la montaña, la sola idea de ver el valle desde lo alto parecía suficientemente buena. Pero ya la subida nos mostró hermosos paisajes e impresionante formar rocosas.

El recorrido es de 2.5 millas y uno pasa de los 2643 pies (donde se ubica la entrada al tramway) a una altura de 8516 pies, en la cima de la montaña a Mt. San Jacinto State Park, y se atraviesan cinco hábitats diferentes. En la cima se encuentra el parque, y las vistas son fantásticas. Hay diferentes tipos de ardillas y de pájaros. Arboles muy viejos y árboles que apenas nacieron. Arroyos pequeños producidos por el hielo que todavía se observa y que va se va disolviendo conforme el sol calienta el ambiente.

Desde la salida del tramway hay que bajar al parque para hacer algunos de los recorridos recomendados. Hay quien lleva equipo completo para la nieve y para acampar. Nosotros íbamos en calidad de novicios e hicimos el recorrido recomendado para ese caso: una milla y media para ver el desierto del Valle de Coachella, las granjas eólicas y hasta la punta de Big Bear, en el otro extremo del valle. Y bajar al parque como quiera, el asunto es que luego hay que volver a subir para poder regresar a tomar el tramway de bajada!

This slideshow requires JavaScript.

Comimos en uno de los restaurante de la estación del tramway, con una hermosa vista al lado del mirador;  luego bajamos para  regresar a la carretera y tomamos el Freeway 10, rumbo a L.A., pero solamente hasta Cabazon, donde se encuentra un enorme outlet, o mejor dicho tres outlets consecutivos. El de en medio es de puras tiendas de marca. Recorrer las tiendas nos llevó un buen rato y, al final, mis pies comenzaron a protestar. Había sido un día de mucho caminar.

De regreso a Palm Springs el camino nos llevó a la zona turística, donde ahora pudimos observar la cantidad de paseantes y de sitios animados para cenar y divertirse. Fuimos al hotel a refrescarnos y regresamos a recorrer la zona, caminando, antes de decidir dónde cenar. Terminamos en un restaurante franco-belga donde cené unas maravillosas mussels en vino blanco y un trío de sopas servidas en pequeños tarros, Pako pidió un enorme plato de pasta con camarones y acompañamos la cena con un vino rosado. En la banqueta un hombre tocaba el acordeón y algunas personas bailaban alrededor. Terminé rendida, pero muy contenta.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Google photo

You are commenting using your Google account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

Connecting to %s

%d bloggers like this: